dimarts, 1 de juny de 2010

Seattle ya presume de trinchera


No es ningún secreto que las jugadoras que aterrizan en Seattle tardan semanas en aprender los sistemas defensivos de Brian Agler. Algunas, incluso meses.

Sólo ahora que Seattle Storm ha empezado la temporada con un 4-1, el mundo del baloncesto ha girado la vista hacia el banquillo que ocupa Brian Agler. Los métodos del técnico, conocido por sus elaboradas tácticas defensivas, empiezan a surgir efecto y la franquicia ya se ha impuesto a Sparks, Lynx, Mercury y Mystics en un inicio de campaña muy por encima de las expectativas generadas tras perder a Janell Burse, Shannon Johnson y Katie Gearlds. De momento, sólo una derrota en la pista de Chicago Sky.

Durante el invierno, Agler divide su agenda en dos prioridades; la NCAA y la Euroliga Femenina. En ambos viveros busca jugadoras con buenos hábitos defensivos, capaces de asimilar cuanto antes mejor sus arriesgadas tácticas.

De la liga universitaria ha rescatado esta vez a Alison Lacey. “Debo reconocer que en cuatro años no he practicado nunca en Iowa State este tipo de defensas a media pista”, asegura la base ‘rookie’. Aunque ella no lo sepa todavía, ha sido escogida porque logrará asimilar este tipo de defensas mucho antes que sus compañeras de promoción. “No digo que mis jugadoras sean mejores, simplemente son diferentes”, explica Brian Agler.

De Europa se ha traído a Svetlana Abrosimova, Tijana Krivacevic y Jana Veselá. De la jugadora de Ciudad Ros Casares, Agler tiene claras sus virtudes: “Estoy muy impresionado por su versatilidad ya que puede jugar de tres, de cuatro e incluso de cinco Tiene una actitud defensiva muy buena y además sabe rebotear”.

Al igual que Eric Musselman, Brian Agler es fan de las teorías de Dick DeVenzio, un ex jugador ya fallecido que publicó muchos libros de táctica defensiva. La clave, dejó escrito, está en mecanizar las reacciones hasta mecanizarlas. “Todo depende de cada persona. Hay jugadoras que lo pillan enseguida y otras que tardan años en adoptar buenos hábitos”, resume el técnico de Seattle Storm en una entrevista al ‘Swish appeal’.

Como toda buena defensa, la de Seattle pretende cambiar la manera de atacar de sus rivales hasta conseguir que la jugadora se sienta extraña con la pelota en sus manos. Aprender como conseguirlo no es sencillo ya que los entrenamientos están llenos de detalles y, sobre todo, de ejercicios repetitivos que buscan mecanizar las respuestas para lograr que el cuerpo se mueva antes incluso de que su cerebro se lo ordene.

La defensa es básica para Seattle Storm, que esta semana visita a Atlanta, Los Angeles (en un partido que se disputará en el Home Depot Center de tenis) y Phoenix, pero tampoco conviene olvidar que el equipo no es manco en ataque. Si no, que se lo pregunten a Sue Bird, Swin Cash y una rejuvenecida Lauren Jackson.

ESTO NO PASA EN EL BALONCESTO MASCULINO
Vale que Mike Thibault recomendó escoger en el draft a Magic Johnson y a Michael Jordan en su etapa como ‘scouter’ NBA… Pero el ahora técnico de Connecticut Sun es nefasto escogiendo corbatas... Hablando del draft, ya tenemos el robo de este año… Se llama Natasha Lacy, fue el número 28 y es la única alegría de Tulsa Shock… La Liga Femenina conocía de sobra las habilidades ofensivas de Shay Murphy… Seis años y cuatro franquicias después las han descubierto también en la WNBA…

Artículo publicado en Gigantes del Basket el 1 de junio del 2010.